El trabajo consistió en identificar especies, diámetro de tronco, altura, estado fitosanitario de ejemplares emplazados en diferentes espacios. Por el momento, sólo en la región centro de la ciudad, se analizó la situación de más de 6mil árboles de 71 especies diferentes.El abordaje es realizado por estudiantes de Agronomía y de la licenciatura en Ambiente y Energías Renovables del Instituto Académico Pedagógico de Ciencias Básicas y Aplicadas de la Universidad Nacional Villa María (UNVM) coordinados por el Asesor Fitosanitario de la Dirección de Ambiente y Saneamiento Municipal de Villa María, Pablo Montalvo.

Una vez recabados los datos, son cargados a una aplicación móvil desarrollada por el municipio -MuniArbol- en donde se sistematiza la información a fin de poder obtener estadísticas de la situación actual de la forestación del ejido villamariense.

Mediante este trabajo conjunto entre la municipalidad y la UNVM, del cual participa también el Colegio de Ingenieros Agrónomos de la Provincia de Córdoba (CIAPC), se podrán determinar las medidas a seguir con respecto a la condición forestal de la ciudad. Desde el equipo adelantaron que, según los datos obtenidos hasta el momento, ya comenzaron a plantearse un plan de reforestación local.

El ingeniero agrónomo, docente y egresado de la casa, Juan Monge, participó de diferentes actividades en el marco del «international Silage Conference» que se desarrolló del 19 al 23 de julio en Bonn, República Federal de Alemania. En la oportunidad el docente asistió a una serie de charlas-capacitaciones buscando el intercambio de conocimientos con referentes de la temática de diferentes partes del mundo para poder brindar a los estudiantes información actualizada.

En el marco del encuentro también visitaron AGT, una de las empresas líderes que cuenta con más de 4000 hectáreas en producción, dedicadas a agricultura, lechería, carne, y biogás . También recorrieron la empresa Seydalan, la cual dedica alrededor de 8000 hectáreas a la producción láctea, cultivos agrícolas y no convencionales, además de contar con 5 plantas de biogás, y una amplia inversión en generación de energía solar con los paneles.

El recorrido industrial finalizó con la visita a la empresa Annaburger, encargada de la producción de vehículos de transporte agrícola de granos, forrajes y efluentes.